lunes, 24 de septiembre de 2012

¿FEDERALISMO = CONFUSION?

   Después de la manifestación en Cataluña el 11S, viene la resaca. Y en ella, entremezclada, la confusión para unos, la huida hacia ninguna parte para otros y el desconcierto para todos. Y la correspondiente reacción de los ciudadanos: estamos HARTOS de tanto pedigüeño indocumentado.

  Veamos. Cuando el Sr. Mas llega a la Presidencia de la Generalitat, ya tenía una cierta idea del desgobierno que, durante ocho largos años, había sufrido Cataluña a manos del PSC-PSOE, IU y Esquerra republicana el famoso Tripartito. Ganó las Elecciones, pero sin mayoría absoluta y con la posibilidad de pactar, a su antojo y según el asunto, bien con el PP, bien con el PSC-PSOE, o con Esquerra. En definitiva, demasiadas posibilidades de pacto en la tierra del seny.  

  Pero cuando empezó a abrir los cajones de las facturas, se quedó estupefacto: no había nada más que deudas y corruptelas.  Para tapar el desastre de su gestión y la escasa eficacia de los enormes recortes que en Cataluña han tenido lugar, se le ocurrió la idea, ya muy manida, de culpar a Madrid primero, como siempre, y, luego, azuzar las más bajas pasiones nacionalistas como apoyo para su pretensión de Pacto Fiscal, que sabía, era imposible. 

Y era imposible, aparate de por no tener amparo Constitucional, por que enfrente se erigió un PP con una mayoría absoluta histórica, por lo tanto sin necesidad de pagar el peaje que durante demasiados años hemos pagado a los partidos minoritarios nacionalistas. Pero, insisto, eso ya lo tenía calculado el Sr Mas y Convergencia, el NO rotundo y seco de Rajoy, y la convulsión social, tanto en Cataluña como en el resto de España por esta ocurrencia. 

   Pero lo que no tenía calculado era el que el asunto se le fuese de las manos. Grave error. Por que, por una parte, el empresariado catalán, después de unos días de silencio y reflexión, ve con pavor que la esencia misma de sus negocios puede irse al traste. Y no solo por que se reduzca un mercado de 47.000.000 de personas a uno de poco más de 8.000.000, lo cual es de por si un desastre. Es que, además, obliga a: 

.-Demasiadas empresas, multinacionales, tanto españolas como catalanas a replantearse donde poner su sede social. Y es que no es lo mismo una Barcelona en el seno de España que una Barcelona...¿en donde?. Y esas empresas tributan en Barcelona, crean riqueza en todas partes y son el futuro. Y el Sr. Mas lo sabe....pero calla. No le apoyan, desde luego.

.- El aislamiento que desde Bruselas se anuncia para un posible movimiento secesionista. Y es que Europa no está para atender sandeces de trasnochados. Demasiados ríos de sangre costó ese romanticismo mal entendido del que nacen estos movimientos nacionalistas como para volver a las andadas. Luego sin el Euro, sin Reservas de Divisas, con una Deuda de 145.000 Millones e euros, lo que supone el estar ipso facto fuera de la Unión Europea, ¿a donde irían?¿Con que moneda?. Y el Sr. Mas lo sabe.... pero calla.

.-Y un coste adicional que si está teniendo lugar es el del rechazo, por parte de los consumidores, de productos catalanes. Todavía está fresco el recuerdo al boicot al cava catalán. Y no quieren ni oír hablar de ello otra vez. Pero al Sr. Mas no parece importarle: tal vez piensen en bebérselo ellos solos.

.- Demasiados ciudadnos en Cataluña no quieren ni desean esa Independencia. Y es que son conscientes de que se puede y de debe ser TAN catalán COMO español, ya que lo uno, en Cataluña, conlleva a lo otro  y esa fractura en la sociedad catalana no es el mejor caldo de cultivo para superar crisis económicas de la magnitud que tenemos ahora. Y el Sr. Mas lo sabe

.- Pero, ADEMAS, está el terreno abonado para que se publiquen las cuentas, esto es, lo que recibe Cataluña a cambio de lo que se recauda a los españoles allí. Y empiezan a no salir bien parados los nacionalistas. Y el Sr. Mas lo sabe....  Y,  por que, por ejemplo, de los famosos peajes de las autopistas catalanas, el Estado, ESPAÑA, vamos, para que nos entendamos, se lleva MENOS DEL 18% del total. Luego del resto de lo recaudado, ¿quién se lo lleva y donde se queda? Todo en Cataluña y en empresas catalanas. Y el Sr. Mas lo sabe, pero lo oculta tras la bandera "estelada" y sigue callando mientras pueda.

 Pero,  apuntándose al carro, algunos propugnan reformar la Constitución para resolver este enrevesado asunto. Y naturalmente, tratándose del Título VIII, se obligaría a reformar la Constitución de una manera total, lo que a su vez, obligaría a ELECCIONES ANTICIPADAS, como consecuencia de las reformas. Algo que desea el PSOE a toda costa. 

   Y nada mejor para tapar la agónica situación de ese partido, que, aprovechando este asunto catalán, proponer el Estado Federal. O lo que es lo mismo: a ver si se convocan Elecciones. Ese es el principal anhelo del PSOE.  Pero hay otro motivo más para ese espíritu federal: si Arturo Mas decide empecinarse en el disparate que le llevará a la oposición, el PSC-PSOE tendrá que definirse de una vez por todas, de manera que:  

A.- O se dice lo mismo en TODA España, con lo que sobraría la rama catalanista del PSC,

B.-   O prepondera esa rama minoritaria del PSC sobre el PSOE y se rompe ese partido. 

 ¿Fórmula para salir de este atolladero interno del PSOE?. Como siempre: pensar en sus intereses como partido antes que en los de España, como Partido de Gobierno que son. Y la herramienta, EL FEDERALISMO, el convertir a España en un Estado de corte federal como Alemania o Estados Unidos, pero sin que los ciudadanos estemos interesados en lo más mínimo en ello. Les da lo mismo.

   Pero, gracias a Dios, ya están las primeras voces con poder suficiente diciendo que BASTA YA: Una gran mayoría de Presidentes Autonómicos ya han hecho saber que no están por la labor de experimentos con la Constitución, y que se podrá tratar los asuntos de la financiación autonómica en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, Y DENTRO de la Constitución, pero no en otros foros. Naturalmente, dentro de esa inmensa mayoría de Presidentes autonómicos, no está el de Andalucía, Sr. Griñán, que tiene el dudoso honor de tener, junto a Cataluña, el mayor número de casos de corrupción y uno de los mayores problemas de financiación de España. Luego de pensar en el bien de España, con el Sr. Griñán, NADA de NADA. Era previsible: es SOCIALISTA. Luego peras al olmo, no se le pueden pedir. 

   Y los ciudadanos que cada vez estamos más que hartos de Autonomías, ponemos el resto de este enfado que empieza a sacudirnos. Y es que cada vez somos más los que pensamos que HAY QUE ACABAR con ese disparate. 

   Saludos cordiales  .