jueves, 5 de julio de 2012

Los ajustes sensatos

   Si hay algo que tengo claro es que el Gobierno del Sr. Rajoy transformará España. Por vocación o por necesidad, la transformará. Como decía ese proverbio chino, gato negro, gato blanco...pero que coma ratones.
   ¿Como lo hará?. En mi modesta opinión, por el único camino posible: por la racionalización del gasto. ¿A que velocidad?. Pues a la que permita la situación en cada momento. Y siempre, con un plan concreto.
   Y es que no es todo tan fácil como, por decreto, cerrar, suprimir, eliminar o minorar entidades, organismos y demás elementos de la Administración. Es necesario el modificar Leyes, evaluar derechos adquiridos, elegir bien el tamaño de ese ERE (legal, por cierto, no como en Andalucía), por que conlleva costes.  Y no estará apoyado por el PSOE, Partido cuya aprobación, caso de modificaciones de Leyes Orgánicas, es esencial. Y esas modificaciones requieren además, determinados plazos. Es la LEGALIDAD, que hay que cumplir siempre, si es que queremos ser serios y eficaces.
  Pero hablando de la cuestión, Soraya Saez de Santamaría ha esbozado las líneas de esta profunda reforma. Pero solo parte d ellas.
   Y merece la pena detenerse a analizar ese esbozo.

   El primer detalle, la CENTRAL ÚNICA DE COMPRAS para la Administración. Creo que es de cajón. NO es lo mismo que cada Departamento contrate lo que necesite a que Un solo Órgano se siente con los proveedores: más poder de negociación para ese Órgano, por ser una voz única, y por el volumen de pedidos.
  Pero hay más: al concentrar en ese Órgano esas capacidades, se eliminan una pléyade de "Organitos", caros, descoordinados y muchas veces ineficaces que sembraban el territorio patrio. Demasiados puestos cómodos, caros y poco eficaces para gentes que solo deseaban el sueldo y el hacer poco. Amén de limitar la posibilidad de corruptelas, ¿verdad?
   El otro eje de este esbozo que nos da la Vice-Presidenta, es la venta, o cierre, en definitiva, el desprenderse de Empresas Públicas, auténtico enjambre existente en nuestra Administración, y que tantos quebraderos de cabeza nos ha dado. Venderlas, cerrarlas, o minorarlas en su tamaño, significa dar entrada al Capital privado en ellas, aumentar la eficacia, y que ese Capital sea el garante de ellas, no nuestros impuestos. El ejemplo mejor, las privatizaciones de la era Aznar. ¿Que era Telefónica, por ejemplo?. La quinta empresa de Europa. Ahora, PRIVATIZADA, la TERCERA del MUNDO. ¿Que era la Banca Pública, como ARGENTARIA?. UN PEQUEÑO Banco. Ahora es el BBVA, Banco SISTÉMICO, esto es, importante a escala planetaria.
   Y estos ajustes tendrán que trasladarse a las Autonomías. Hasta ahora, se han apañado con la reducción de salarios, con el aumento de impuestos, y la contención de los gastos. Pero NO ES SUFICIENTE. tendrán que eliminar esas empresas públicas autonómicas, generalmente sin sentido, verdaderas Agencias de colocación de los "propios", gangrena insostenible. No les gustará. Pero ¿tienen otra alternativa?
   Y de entre esas empresas, destacan por "méritos propios" las RADIO-TELEVISIONES autonómicas y LOCALES, y las Agencias de Inversión, del tipo de IDEA, en Andalu´cia, cobertura ideal y necesaria para el escándalo de los ERE.
   Luego, como dijo Rajoy, se va a apretar el acelerador. Y en verano, mejor...menos para los que han vivido del cuento y a costa de nuestros impuestos.
   Que así sea.
   Saludos cordiales.